Rumbo al Foro Social Mundial de Migraciones de México (2-4 noviembre 2018). MIGRAR, RESISTIR, CONSTRUIR, TRANSFORMAR. Migrar es un derecho humano.

📣 Sábado 29 de septiembre de 14hs a 17hs en la fábrica recuperada IMPA (Querandies 4290, Almagro, CABA)

Hoy en día en Argentina, una de cada cuatro personas es migrante y hace ejercicio de las diversas formas de movilidad humana. A nivel planetario, una de cada siete personas es migrante nacional o transnacional. ¿Mero dato de magnitud o marca central de nuestras sociedades interconectadas? Cualquier sea la interpretación que hagamos de estos datos, migrar es un verbo con el cual se conjuga nuestra historia local, regional y global. Es constitutivo de nuestra sociedad e inseparable de la convivencia con otras comunidades latinoamericanas y con otros pueblos.

Como migrante, nuestra realidad es la de un feliz encuentro, siempre portador de movimientos, de oportunidades, de esperanzas, de múltiples identidades, y también de contradicciones y paradojas. Aquellas contradicciones que atraviesan las sociedades en las que vivimos o transitamos y que naturalmente llevamos como personas practicando la movilidad humana. Una de ellas se saldó a través de la ley n°25 871 aprobada el 17 de Diciembre del 2003 entrando en vigencia en Enero del 2004 en Argentina, dejando atrás el marco migratorio arrastrado de la dictadura cívico-militar. La ley de migraciones del 2003 fue un logro histórico que puso el Estado al lado de los/as migrantes y fue acompañada por muchas de nuestras organizaciones y defensores de los derechos humanos. Elevó a la Argentina a nivel de los altos estándares internacionales en materia de regulación migratoria y de afirmación del derecho a migrar. Ha permitido numerosos avances en los ámbitos académicos, sindicales, institucionales, culturales, aunque estos últimos se fueron transformando con un ritmo mucho más lento y dejan una deuda pendiente. Como bien lo destacan varias organizaciones migrantes, no está contemplado todavía el aporte económico y cultural que hacen lxs migrantes a los países de destino.

Quince años después, nos encontramos coyunturalmente en una situación de amenaza y encrucijada. De modo similar a episodios anteriores en nuestros países, la situación económica que sufre actualmente una fuerte recesión (no sólo en Argentina), sacude el Estado de derecho e impacta de lleno en el campo socio-laboral. Los/as migrantes vuelven a ser instalados desde la esfera política, policial y mediática como un asunto expiatorio y criminalizador. Además de sufrir la degradación económica como el conjunto de la ciudadanía argentina, tenemos que volver a afirmar en el espacio público que Migrar no es un delito o que Migrar es un derecho, en rechazo a la derogación de la ley de migraciones (por el Decreto de Necesidad y Urgencia n°70/2017) y la circulación de narrativas ofensivas. Vemos crecer diversas manifestaciones de violencia policial o institucional, sean por vía de intimidación, agresión, interpelación, deportación, o por obstáculos burocráticos a la regularización de la ciudadanía migrante, que nos obligan a movilizarnos nuevamente en un marco de denuncia y vigilancia. Todo esto opera como telón de fondo del retorno de una visión de seguridad nacional que entrama peligrosamente las migraciones humanas, a la criminalidad transnacional, a los tráficos ilícitos, tal como fue instalada particularmente en los países de América central.

Más allá de esta coyuntura apremiante, hemos aprendido estos años que la agenda migratoria en Argentina es indisociable de las luchas migratorias, es decir de nuestra capacidad para organizarnos como migrantes junto a otros actores afines y también de nuestras trayectorias individuales o grupales, para llevar adelante propuestas de transformación. Hemos logrado avanzar en distintas cuestiones en varios espacios institucionales (sindicatos, movimientos sociales, centros de estudio, redes temáticas…etc). Sin embargo a pesar de las distintas movilizaciones desarrolladas, cada vez han sido limitadas en el tiempo, no hemos logrado unirnos a fondo para ir más allá de las inevitables delimitaciones que imprimen los espacios políticos o corporativos. Si bien estas lógicas son plenamente legitimas y necesarias, pensamos que abordar una nueva etapa de profundización en nuestra realidad migratoria implica superar estas delimitaciones y promover procesos más flexibles e inclusivos.

En este marco, proponemos organizar un primer Reencuentro migrante el sábado 29 de septiembre de septiembre de 14hs a 17hs en la fábrica recuperada IMPA (Querandies 4290, Almagro, CABA). El propósito es de este reencuentro es primero habilitar un diálogo inclusivo entre organizaciones y personas migrantes, como práctica concreta de aprender y (re)conocernos. En segundo lugar, se trata de elaborar una agenda colectiva y hilvanarla con otros contextos de luchas (por ejemplo la agenda feminista, comunicacional o sindical en Argentina que son estrechamente vinculadas a la realidad migrante). En el ámbito internacional, varios elementos propician esta iniciativa. Por un lado, las movilizaciones hacia el 8vo Foro Social Mundial de Migraciones que se desarrollará en México del 2 al 4 de noviembre 2018 (junto a una cumbre mundial de madres de migrantes desaparecidos y las Jornadas globales de la movilidad humana), bajo el lema Migrar, resistir, construir, transformar, Migremos todos·as, migremos de sistema. Por otro lado, el debate acerca del Pacto global sobre las migraciones (y refugiados) y la conmemoración de los 70 años de la Declaración Universal de los Derechos Humanos, ratificada en diciembre 1948 por la Asamblea general de las Naciones Unidas.

Web: reencuentro-migrante.fsmm2018.org
Facebook: https://www.facebook.com/events/2156425967765948/

PROGRAMA

14h: Mesa inicial
- Natividad Obeso - Asociación AMUMRA - MIREDES
- Guillermo Robledo - fábrica recuperada IMPA
- François Soulard - Carta mundial de migrantes/MIREDES

14.40: Talleres participativos
- Intercambios sobre las experiencias desde el 2003 hasta la fecha. ¿Cuáles fueron los procesos claves, los obstáculos y los temas pendientes?
- Socialización en plenario

15.30: Mesa temática: Luchas diversas: jóvenes migrantes, mujeres, experiencia territorial
- Karen Yasumi y Castillo Herrera
- Jonatan Salinas
- Juan Quesquen - Coordinadora migrante La Plata

16.00: Talleres propositivos

16.40: Socialización en plenario y cierre

Comunicación digital del Reencuentro migrante
(difusión con herramientas libres y soberanas)